7 de febrero de 2014

Aquí. Ahora.

Después de tanta película.

Reivindico vivir aquí, en esto que se le llama el ahora. 

En los pasos que conducen nuestros pies. En la senda que nos lleva a algún lugar. En disfrutar de ese camino, sin la mirada perdida en un verbo que no vuelve. Y en mirar, sentir y poner la vista sobre todas esas cosas que forman el concepto de un presente. 

Y si, porque no, porque ahora me despierto más feliz de lo que he sido nunca. Porque ahora me invade un cosquilleo y emoción permanente por cada cosa que contemplo, por cada sensación que anida en mi cuerpo. 

Me estremezco, y tengo esas ganas inmensas de comerme el mundo, degustarlo lentamente.

Porque me siento plena, y me encanta el camino por el que me llevan mis pies.


Y así de rápido lo digo. Me siento a mirar como el sol se posa tras las montañas, y me siento a escuchar la lluvia caer sobre el cristal. Y observo, y tal como observo siento.



Menos pasado y más presente, porfavor.




Ainara.

LinkWithin